Mi mentor!

Había encontrado el hombro donde podía recargarme,al mismo tiempo sentir una paz inmensa, con él me sentía la mujer más segura y sobró todo una mujer atractiva, aún que sabía que él ya era un hombre mucho más sabio que yo, en cada platica que teníamos trataba de llegar a su nivel de comprensión realmente me costaba demasiado, cuando empezaba hablar me robaba completamente mi atención, a cada minuto que pasaba a su lado se ganaba mi admiración, aunque muchas veces dudaba si una mujer de 25 años podía cumplir sus demandas, lo único que estaba segura que él llegaría hacer mi buen mentor y el amor de mi vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s